El portón y la Selección

Cuando chico, bien chico, le pedía a mi mamá que no entrara el auto, que por favor lo dejara afuera; de esa manera quedaba el espacio perfecto para la mejor cancha de todas: imaginar. Entre el portón y la puerta de la casa jugaba con una pelota, haciendo goles de último minuto, estadios repletos, Chile campeón. Y ya de noche, cuando mi vieja definitivamente entraba el auto, le decía que lo dejara lo más cerca posible de la puerta, para que me quedaran al menos unos metritos de espacio y seguir pateando. El portón lo tenía hecho mierda, abollado por todos lados, ¡pero cuántos campeonatos que ganamos! Se justificaba.

Con el tiempo me di cuenta que a la vuelta, en las tardes, se jugaban pichangas a plaza llena. Alrededor del balón llegó la pandilla del “ring ring, raja” y conversaciones eternas de fútbol y de la Paola, la misteriosa morena de la casa de la esquina que nunca salía a jugar, pero a la que esperábamos tipín 4 de la tarde, cuando llegaba del colegio. Cinco segundos de perfil y ya te sentías enamorado. O algo así. Aunque apenas un ratito, porque la pelota siempre volvía al ruedo. Y así, las palabras descubrían verdades, dándonos cuenta que los ídolos de nuestros álbumes en el mundo no lo eran tanto. Pese a eso, cada vez que el auto de mi mamá estaba afuera, agarraba la redonda y bajo todas las artimañas de la ficción, la Selección le ganaba a las potencias y sonaban las bocinas de la calle. Y obvio, bien patudo, el pase lo daba Zamorano y el que hacía el gol era yo. Y se lo dedicaba a la Paolita, por supuesto. Y así crecí, viendo como la realidad no imitaba lo que en ese estacionamiento ocurría.

¡Los triunfos se abrazaban con tanta fuerza! Y cómo no, si eran tan ocasionales y escasos. En la derrota también hay historias pulentas, claro que sí, pero uno fantasea con la alegría, no con la pena. Y muchas veces daba rabia, porque habiendo tanto talento, el contexto vivía en el complejo. Qué discurso decadente el de esos años; la tradición de no arriesgarse, de simplemente hacer un buen papel. Pero tozudo, en mis cuadernos estaba todo el fixture del torneo, con la Roja siempre ganando. Definitivamente un ingenuo, pero vaya pereza ser realista. Y aunque la caminata de vuelta del estadio fuera en silencio, con los días, inevitablemente, le daba un chimbazo al portón.

De pronto, las cosas comenzaron a cambiar: el equipo del Profe Sulantay en Canadá se alimentaba de un aire renovado, y deliciosamente insolente. El cause de Bielsa fue el enlace perfecto para darle lenguaje a esas ganas y aunque nunca tuve un regreso a casa más cruel que después de esos penales contra Brasil, la historia, al fin, nos relacionaba como protagonistas. Tras un año, Alexis picaba el gol en el portón. Y un año después, se confirmaba que aquello no era coincidencia. Ganar se hizo cierto, y venía de la mano de un grupo lleno de personalidad, con un discurso atrevido, sin doblar en convicción.

Este grupo de jugadores compromete, porque se siente el sudor del juego cuando se les ve; y envuelve, porque no es al lote, es sistema y se apañan. Y en la cancha imaginan como hinchas. Ya da lo mismo lo que diga el mundo de ellos, el álbum que va en nuestro pecho se siente orgulloso al verlos competir de igual a igual, e incluso de grande a chico, aunque sean más bajitos. Ese fútbol aplicado que no olvida su barrio.

Mañana este equipo vuelve a la cancha, a una nueva final; y ahí estaremos, y estoy seguro que sonará la pelota en el portón. No sé dónde estará la Paolita ahora, pero después del partido ella va a salir a jugar. #BB

Acerca de Roberto Meléndez 391 Articles
Creador de Barrio Bravo. 30 años. Viviendo en la playa y escribiendo. Delantero con poco compromiso defensivo. Galán de rachas... esperando que llegue la racha. Convencido de la validez y fuerza de esta idea. Agradecido de todos quienes le dan el aguante a este espacio. Salud.
Contacto: Twitter

9 comentarios en El portón y la Selección

  1. Hi!Ich mache mir im Moment Gedanken darüber, welche Korsage spannend wäre.Bis
    heute habe ich stehts normale Unterwäsche getragen, von nun an möchte ich meinen Horizont erweitern & Corsagen genauso
    Negligès anziehen.Auf was sollte man denn am Besten achten?Bis dato habe ich leider
    noch keine geeignete Corsage entdeckt, die mir zusagt.Die Corsage
    sollte gut verabeitet sein und wie erwartet auch den Busen in den Vordergrund rücken.Für Hilfestellung wäre ich überaus dankbar.
    Liebe Grüße Laura http://bodyremodeling.tumblr.com/post/151751266582/medienhype-oder-kultur

  2. Greate article. Keep writing such kind of information on your
    site. Im really impressed by it.
    Hi there, You have performed a fantastic
    job. I’ll definitely digg it and for my part recommend to my friends.
    I’m sure they’ll be benefited from this website.

  3. Aw, this was a very nice post. Finding the time and actual effort to generate a great article… but what
    can I say… I procrastinate a whole lot and never
    seem to get anything done.

  4. UniverseMC is a very diverse minecraft server. our community brings a varity of gamemodes to fit each
    player! We offer Factions,Prison,Skyblock and more gamemodes
    being released all the time. We offer a freerank to all those who would like
    to prevent the pay to play aspect of most other servers. We host weekly events and staff that are dedicated to helping you how ever needed.

    Be sure to check us out at play.universemc.us or
    SERVER IP: PLAY.UNIVERSEMC.US
    SERVER WEBSITE: http://universemc.us/

    JOIN NOW

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*